El secreto de la melena de Natalia Vodianova

Si pensabas que la mayor preocupación estética de la top model Natalia Vodianova era su cuerpo, te equivocabas. El cabello y su cuidado es su auténtica obsesión beauty.

Lo más popular

Tengo mucho pelo, pero muy fino, y debo nutrirlo para que no se rompa", confiesa la top rusa. El cabello y su cuidado es su auténtica obsesión, por encima de conservar su cuerpo de top, porque la genética ha sido muy generosa con ella y se recupera con asombrosa facilidad tras los partos.

Quizá por eso, porque no tiene que preocuparse de estar en forma más de lo que lo está, su foco de atención lo pone en el cabello. Madre de cuatro hijos, Natalia se lava el pelo casi a diario y su champú de cabecera es Reviviscence, de la marca Leonor Greyl. 

Publicidad

Formulado para cabellos muy alterados, como dicen los peluqueros, acondiciona todo tipo de pelo. Tiene además una fórmula cremosa con extractos de amaranto y lavanda de mar, que repara los cabellos más deshidratados.

Su problema, como el de casi todas las modelos, es que casi a diario tiene que someterse a sesiones de "brushing", planchas y tenacillas que terminan quebrando y debilitando hasta el pelo más fuerte. Pero además, Natalia, rubia de nacimiento, quiere seguir conservando ese tono dorado natural de niña que se pierde con los años y tiene que recurrir a coloraciones. La modelo confiesa que visita una vez a la semana el instituto de belleza parisino de Leonor Greyl. Quizá no puedas acudir a él, pero sí puedes comprar ya en España su champú. Cuesta 50,95 € en leonorgreyl.com/es