Sí, respirar bien te hace más feliz

​Aprender las técnicas para controlar la respiración puede ayudarte a mantener una vida libre de estrés. El yoga y las nuevas tecnologías son clave para conseguirlo.

Lo más popular

Parece una tarea fácil: inspirar, espirar, inspirar, espirar... pero, en realidad, la gran mayoría solemos hacerlo de forma incorrecta. Y eso que prestar un poco de atención puede traer grandes beneficios a nuestro cuerpo y, también, a nuestra mente.

¿Te has fijado en cómo respiran los niños? Ellos tienen la clave para hacerlo correctamente, ya que suelen estar libres del estrés que nos hace respirar peor a medida que nos hacemos adultos. La principal diferencia es que ellos realizan una respiración abdominal, hinchando la tripa. El diafragma es el que se mueve arriba y abajo, de forma que deja más espacio para que los pulmones se llenen por completo de aire. De este manera, la sangre se oxigena mejor, por lo que nos sentimos más relajados y, al mismo tiempo, estimula el corazón para que se mueva de forma más eficiente, por lo que también mejora la circulación de la sangre. Pero no acaban aquí los beneficios: por otro lado, el movimiento del diafragma ayuda a descongestionar el hígado y a la vez masajea los órganos del sistema digestivo, mejorando así el tránsito intestinal. Todo son ventajas.

Publicidad

Una de las disciplinas que ponen mayor atención a la forma en la que respiramos es el yoga: "Cuando respiras oxigenas tu cuerpo, esa es la base de esta disciplina. Después vienen el movimiento y las posturas –nos cuenta Mercedes de la Rosa, cofundadora de Zentro Urban Yoga–. La respiración es el acto que nos permite estar vivos y al que menos importancia damos. Tiene la cualidad de ser relajante, desestresante y de cambiar nuestro estado de ánimo. Ayuda a enfriar el cuerpo y a calentarlo". De hecho, una de las ramas más importantes de esta disciplina es el pranaiama, "la parte del yoga que se centra en la respiración consciente, es decir, observa cómo entra el aire por la nariz, llena el vientre, lo hace expandirse y sale hundiendo el pecho. En el pranaiama se realizan distintos ejercicios para aprender a controlar la frecuencia y la cantidad de aire que entra en nuestros pulmones".

Lo más popular

¿Quieres aprender a relajarte? Toma nota del ejercicio que nos propone Mercedes para liberar tensiones antes de ir a dormir: "Túmbate boca arriba o siéntate en el suelo con la espalda bien recta y coloca tus manos sobre el abdomen. Al llevar tu respiración a esa parte del cuerpo, notarás como tus manos se separan y suben. Al exhalar volverán a su posición original. Repítelo diez veces de manera consciente y profunda Notarás la diferencia".

¿Quieres saber cómo respiras?

Los distintos estados de ánimo que experimentamos a lo largo del día modifican la frecuencia e intensidad con la que respiramos. Sin embargo, se trata de un acto tan reflejo que no somos conscientes de ello. Y eso que si le prestáramos atención nuestro estado de ánimo podría mejorar, y mucho.

Dispositivo para controlar la respiración, 139,95 €. Disponible en spire.io

Para ello ha nacido Spire, un dispositivo wearable (para llevar puesto) en forma de piedra que, mediante un pequeño sensor, monitoriza el número de inspiraciones y espiraciones que realizas en cada minuto, así como el ritmo o los cambios repentinos que se producen en tu respiración. Además, está conectado a una app, por lo que manda toda esa información a tu teléfono móvil. Tras unas semanas de uso, el dispositivo llega a conocerte muy bien y es capaz de determinar cómo te sientes en cada momento: estresada, concentrada, relajada o con tensión. Así, el dispositivo podrá avisarte de las situaciones de estrés antes de que se produzcan. Dependiendo del estado de ánimo, te propondrá distintos ejercicios de mindfulness para centrarte en tu respiración y encontrarte mucho mejor.

More from Ar Revista: