Carla Bruni

Todos a sus pies. Es una de las mujeres másadmiradas de Francia. Por algo Woody Allen la ha hecho su nueva musa

Si en Francia hubiera monarquía, Carla sería su mejor reina”. Así de contundente era el diseñador Jean Paul Gaultier al referirse a Madame Sarkozy. Desde que en 2007 sorprendiera al mundo por su romance con el presidente francés, con quien se casó un año después, la figura de esta exmodelo y cantante ha alcanzado el nivel de mito. Hoy está a la altura de grandes primeras damas como Jackie Kennedy, o reinas como María Antonieta. Este halo de grandeza no le ha impedido bajar del Olimpo y divertirse entre actores para aparecer en Medianoche en París, la nueva película de Woody Allen que se estrena este mes. Fue el propio director quien convenció personalmente a Bruni para que rodara esta comedia romántica a sus órdenes en la ciudad del Sena junto a Owen Wilson, Rachel McAdams y Marion Cotillard. No obstante, el papel de su vida lo interpreta cada día en el Palacio del Elíseo.
MUY PERSONAL:
Una chica de Turín: aunque nació en Italia en 1967, vive en París desde los 8 años y tiene la nacionalidad francesa.
Femme fatale: durante su etapa de top model en los 90. Fueron sonados sus romances con Mick Jagger, Kevin Costner o Eric Clapton.
Chic Parisino: es la mejor embajadora de la moda francesa, siempre con accesorios de Roger Vivier y vestida de Dior (como en la imagen).

Publicidad