Pirineo francés: el mejor sitio para disfrutar de un plan de nieve detox

Grandes caminatas silenciosas, curas de sueño, contemplación de las estrellas, días de balneario y aguas termales. ¿Tú también buscas el bienestar en la paz de la montaña? Para conseguirlo, las siete estaciones del Pirineo francés van más allá del esquí.

Hay vida más allá del esquí en las estaciones de montaña. El turismo zen se abre paso y transforma los centros del deporte de invierno en resorts donde practicar yoga frente a las cumbres, hacer caminatas con raquetas por los bosques silenciosos y contemplar las estrellas. Coachs nutricionales, guías naturalistas, médicos deportivos, chefs y expertos masajistas forman parte del staff de las estaciones con tanto protagonismo como los monitores de esquí. Las estaciones de Nuevos Pirineos, la zona francesa de esta cordillera, ofrecen un gran atractivo para quienes quieren llenarse de montaña tranquila. Peyragudes, Piau, Gran Tourmalet, Luz Ardiden, Cauterets, Gourette y Arette-La Pierre Saint Martin son pequeños pueblos donde se practica un turismo hedonista y tranquilo con una buena relación calidad/precio. Muchos de sus hoteles y residencias de apartamentos tienen su propio spa, y al ser un complejo de siete estaciones de esquí juntas, los precios de alojamientos y forfaits son muy competitivos, en muchas ocasiones más que en España. En Nuevos Pirineos se puede encontrar alojamiento de una semana por 150 euros por persona o combinados de balneario y esquí para una semana desde 200 euros. Al ser una cadena que aglutina siete estaciones, tienen una gran variedad de ofertas low cost para probar con el mismo forfait cada día una estación e incluso visitar los diferentes spas y probar algunas de sus experiencias.www.n-py.com

Aguas termales
Una de las principales atracciones del pueblecito de Peyresiourde es el centro termal Spassio by Balnea, abierto el año pasado, que incluye cuatro tipos de baños, dos de los cuales, los baños japoneses y los baños incas, son piscinas de aguas a 35 ºC para disfrutar al aire libre rodeado de montañas nevadas. Sus circuitos termales tienen actividades novedosas con las piscinas de nado contra corriente y otras maravillas de la relajación como cuellos de cisne, camas de masaje con burbujes, géiseres, pasillos con chorros de masaje y circuitos de diferentes temperaturas. Las visitas se completan en el restaurante, que incluye menús vegetarianos o revitalizantes, entre los que se pueden encontrar los mejores zumos de vegetales y frutas y ensaladas de superalimentos para recuperar fuerzas.
www.balnea.fr

Otro de los centros más visitados es el balneario Aquensis en Bagneres du Bigorre. El edificio de la piscina central recuerda a una gran catedral de madera y a los lados se suceden los circuitos de chorros. Sus aguas son famosas por sus propiedades vitamínicas para la piel y por ser muy relajantes.
www.aquensis.fr

Son muchos los hoteles y resorts que ofrecen, al contratar una semana de esquí, un asesoriamiento para hacer una cura detox. Los largos días de deporte exigen un tipo de alimentación rica en vitaminas e hidratos que renuevan el cuerpo y la mente. Superbatidos muy calóricos como el de espinacas, kiwi, lima y plátano parecen solo aptos para días en los que pretendes quemar miles de calorías. El mejor momento para disfrutarlos sin remordimiento es haciendo un parón a media mañana, en mitad de una caminata con raquetas. Y es que, para quienes se sienten atraídos por el esquí de travesía, la zona de Peryagudes incluye una pista de esquí de fondo, La Crete d'Aube, con un área de descanso en la parte alta del Col de Cabanou.

El tipo de alojamiento es muy variado, desde hoteles hasta pequeños hostales con encanto, y uno de los más nuevos es la residencia de apartamentos de lujo Valnea, con vistas sobre las pistas y espíritu escandinavo. peyragudes.com.

Pueblo peatonal
Con nieve casi asegurada todo el invierno gracias a su altura, Piau- Engaly es una pequeña estación completamente peatonal que se precia de tener un entorno absolutamente preservado de contaminación. Es muy cotizada por los adictos al esquí fuera de pistas en espacios seguros, y también para los amantes del esquí de travesía, ya que dispone de cuatro circuitos en zonas salvajes que suman 24 kilómetros. En este pequeño pueblecito también se puede disfrutar de un centro balneario, Edeneo, que cuenta con una piscina de 130 metros cuadrados frente a un gran ventanal abierto a las montañas. Además, y como buen espacio de relax, ofrece a sus visitantes estimulantes clases de yoga en un entorno blanco. Muchos de los turistas de Piau se alojarán este año en el nuevo hotel de diseño futurista 4 Ours, ya que sus 48 habitaciones familiares tienen unos precios tan competitivos que costará encontrar una libre. www.piau-engaly.com.


Donde el aire es más puro
Cazadores de estrellas. Es lo que encontrarás en el encantador pueblo de Cauterets, en el Pic du Midi. Y es que esta zona tiene el precioso honor de ser Reserva Internacional del Cielo Estrellado ya que es uno de los cinco lugares del mundo con menos contaminación lumínica y mayor pureza en el aire. Por ese motivo, por aquí pasan los amantes de verdad de la naturaleza, los que buscan el aire más puro, el silencio más absoluto y el cielo más limpio. ¿Suena bien, verdad? Estos fanáticos del turismo natural salen del pueblo los jueves con el guía de montaña a hacer una caminata nocturna con raquetas en busca de estrellas. El paseo tiene algunas paradas para observar el cielo. Tal es la sensación de luz en los días de luna llena que se organizan jornadas de esquí en la noche. La experiencia, si el tiempo lo permite, es extraordinaria: asistir a la puesta de sol, bufé de montaña y esquí en el silencio de la noche. Para terminar, un paseo por el pueblo de Cauterets ofrece pequeñas dosis de vida urbana con terrazas chic y boutiques.
www.cauterets.com

Paraíso 'slow food'
Los foodies tienen también cabida en estas vacaciones pirenaicas. Si hay un lugar donde abunda la comida de temporada y kilómetro cero es en estas zonas de montaña, donde los quesos son de los pastores, las verduras de los huertos del valle y la carne de los pequeños ganaderos. Aprender a cocinar al estilo de los montañeses es toda una lección de slow food, ya que generalmente son recetas centenarias que se han transmitido de generación en generación, se siguen haciendo lentamente en pucheros al fuego y se condimentan con las hierbas que se recogen en los paseos. Sabiendo del interés que despierta este tipo de cocina tradicional, en Cauterets, en febrero, marzo y abril, uno de los chefs más conocidos de la región, Marc Berger, propone una actividad en grupo que consiste en curso de comida de alta montaña y kilómetro cero, además de pernoctar en el Pic du Midi.

Vida rural
¿Y cuáles son las especialidades de la zona? Merece la pena probar las típicos restaurantes de montaña que dan la bienvenida a los huéspedes durante todo el día y en todo momento pueden ofrecerte vino, sopa y queso. La sopa de la región se llama garbure y la oveja de la zona es denominación de origen Barèges (el queso que encontrarás en esta zona es de su leche). No olvides probar las carnes curadas y el pastel de arándanos.

El valle de Luz Ardiden es, de todas las estaciones de Nuevos Pirineo, la más familiar. El pueblo, situado en el corazón de 250 kilómetros de pistas y cuatro dominios esquiables, tiene muchas actividades e instalaciones pensadas para los niños. La zona de principiantes es equivalente a cinco campos de fútbol y cuenta con jardín de nieve y animadores. Lo más demandado, su servicio de guardería a pie de pistas, que permite a los padres dejar a sus niños durante dos horas y media y poder oxigenarse un poco. Por las tardes el apresquí es tranquilo y familiar: un pequeño pueblo con casas de antiguas fachadas, mercados locales, iglesia románica de la época de los templarios y un balneario termal antiguo, Luzéa, que cuenta con aguas sulfurosas muy mineralizadas. Aunque este espacio es de tradición medicinal, son muy apreciados sus tratamientos faciales.

Los nuevos guías
Todos estos pueblos, que han vivido en los últimos años al albor del turismo de esquiadores, están volviendo ahora la vista a sus bosques, valles y ríos, en busca de experiencias de naturaleza más completas.
Casi todos ellos ofrecen paseos con trineos y perros o rutas de caminata con raquetas. En Val d'Azun proponen además largas excursiones de día
entero con pícnic de productos de la zona en refugios perdidos de montaña. También son famosas las rutas de raquetas gratuitas con paseos
que llegan hasta el circo de Gavarnie. Los grandes espacios vírgenes y
las mesetas silenciosas, las cascadas heladas y los bosques nevados son
un espectáculo de cinco estrellas apto para paladares muy sensibles.
Muchas de estas experiencias se pueden realizar con guías expertos que
se contratan en las oficinas de turismo. Y es que los nuevos guías son
profesionales bien preparados que te enseñan a leer el paisaje, te
cuentan las historias de la zona y te ayudan a adiestrar tu oído para
escuchar la fauna salvaje y degustar los productos de la tierra.
www.parc-pyrenees.com

Publicidad

Nieve detox

Podrás disfrutar de los mejores menús vegetarianos en Balnea.

Nieve detox

Las estaciones de Nuevos Pirineos, la zona francesa de esta cordillera, ofrecen un gran atractivo para quienes quieren llenarse de montaña tranquila. Peyragudes, Piau, Gran Tourmalet, Luz Ardiden, Cauterets, Gourette y Arette-La Pierre Saint Martin son pequeños pueblos donde se practica un turismo hedonista y tranquilo con una buena relación calidad/precio.

Publicidad

Nieve detox

La comida de la zona es kilómetro 0.

Baños de agua calientes en Balnea

Nuevos Pirineos se puede encontrar alojamiento de una semana por 150 euros por persona o combinados de balneario y esquí para una semana desde 200 euros. Al ser una cadena que aglutina siete estaciones, tienen una gran variedad de ofertas low cost para probar con el mismo forfait cada día una estación e incluso visitar los diferentes spas y probar algunas de sus experiencias. www.n-py.com


Publicidad

Aquensis en el Grand Tourmalet

Muchos de sus hoteles y residencias de apartamentos tienen su propio spa, y al ser un complejo de siete estaciones de esquí juntas, los precios de alojamientos y forfaits son muy competitivos, en muchas ocasiones más que en España

Nieve detox

Lo mejor para reponer fuerzas después de un día en la nieve: smoothie de espinaca, plátano y kiwi

Publicidad

Para toda la familia

Las siete estaciones del Pirineo francés conforman un paraíso de esquí familiar. Hay vida más allá del esquí en las estaciones de montaña. El turismo zen se abre paso y transforma los centros del deporte de invierno en resorts donde practicar yoga frente a las cumbres, hacer caminatas con raquetas por los bosques silenciosos y contemplar las estrellas. Coachs nutricionales, guías naturalistas, médicos deportivos, chefs y expertos masajistas forman parte del staff de las estaciones con tanto protagonismo como los monitores de esquí.