Jean Paul Goude, el nuevo fichaje de la firma Desigual. ¡Que empiece el show!

Viene dispuesto a dar un giro innovador a la inconfundible marca. Su imaginación desbordante y su pericia para convertir en oro todo lo que toca son su carta de presentación. Pero ¿quién es él?

Lo más popular

La música comienza a sonar y la expectación es máxima. Ritmos eclécticos, difíciles de etiquetar, presentan a las primeras modelos. Al ritmo de estas enimágticas notas, se mueven decididas por la pasarela. Unos pasos llenos de exagerados movimientos y marcadas muecas. Un compendio de estímulos aderezado con altas dosis de color. ¿Se trata de un desfile, una performance o un show de baile? Probablemente, sea todo eso. Junto, a la vez, revuelto, pero perfectamente premeditado. Reto conseguido. El ilustrador, publicista, fotógrafo y artista Jean-Paul Goude fue contratado por Desigual para que su desfile de la próxima temporada primavera-verano fuese un espectáculo único e innovador. Previamente, se había anunciado su fichaje para encabezar la dirección creativa de la marca. La intención de la firma es seguir ahondando en ese sello de alabanza a la diversidad. Y eso, precisamente, fue en lo que se convirtió el desfile. Un grupo de 40 bailarinas y 14 modelos profesionales de distintas etnias protagonizaron un encuentro diseñado al milímetro por Goude. Él, además, es el creador de 16 de las prendas que se exhibieron. Pero ¿quién es este hombre del que todo el mundo habla? Nacido en París en 1940, abandonó su sueño de ser bailarín por trabajar como director de arte en la edición americana de la revista Esquire. Allí fue artífice de icónicas portadas, fruto de una imaginación sin límites.

Boceto de uno de los modelos de Goude para Desigual
Publicidad

El icono Grace Jones

Obra sobre su musa, Grace Jones
Lo más popular

Goude es, por encima de todo, un hacedor de sueños. Él piensa, transforma y convierte en éxito rotundo todo lo que toca. Así lo hizo con la mismísima Grace Jones, diva ochentera de la música y la estética andrógina. Él fue quien la convirtió en icono con portadas de discos y fotografías que endiosaban su esbelta figura de ébano. Y eso pese a que la personalidad de Jones ya era suficientemente singular y arrolladora. Las elevadas y poco realistas expectativas que tenía él sobre ella fueron las que acabaron por romper su relación sentimental, tal y como recoge Jones en sus memorias. El pensador Edgar Morin lo describía así: "Las obras más notables de Goude han nacido de la sacralización de sus musas, que, bajo el efecto de su trabajo, se han convertido en mitos". La mayor virtud o defecto de Goude, según se mire, es que solo ve arte. Su vida es arte. Él mismo llegó a reconocer: "Mi trabajo gira alrededor de la belleza". Lo demostró cuando organizó un impresionante desfile con motivo del bicentenario de la toma de la Bastilla. Un acto conmemorativo hecho espectáculo televisivo en el que no faltaron tambores, caballos y majestusos vestidos.

"Sus obras más notables han nacido de la sacralización de sus musas que, bajo el efecto de su trabajo, se han convertido en mitos"

Su creatividad incontenible le ha llevado a ser también un exponente dentro de la publicidad. En este campo inmortalizó a Pedro Almodóvar como imagen de la moda masculina de las galerías Lafayette y metió entre rejas a Sarah Jessica Parker en el anuncio de su fragancia Covet. Y el pasado año se atrevió a rediseñar el famosos lagarto de Lacoste para su colección navideña, creación que fue muy alabada, como no podía ser de otra manera para este particular alquimista del arte.

More from Ar Revista: