¿Y tú qué opinas de todo esto, Grey?

Una historia siempre tiene dos caras, y la escritora E. L. James no ha querido dejar a las lectoras sin la versión de Christian Grey sobre su relación con Anastasia Steele. Él es ahora el protagonista de la nueva entrega de ‘Cincuenta sombras’.

Lo más popular

Tras la fiebre que supuso la trilogía Cincuenta sombras de Grey, la escritora E. L. James regresa con una vuelta de tuerca: Grey. ¿El motivo? Los mensajes que miles de lectores enviaron a la autora preguntándole sobre la versión de Christian. De hecho, ella dedica el libro a “aquellos lectores que lo pidieron... y pidieron... y pidieron” .

El 16 de julio es la fecha en la que desembarca en España la cuarta novela de la serie, más fogosa pero, eso sí, menos romántica también: Grey ya no es el apuesto caballero del que nos enamoramos, o quizás nunca lo fue y solo lo percibimos así a través de los ojos de Anastasia... De hecho, diferentes diarios extranjeros, como The Guardian, le tachan directamente de delincuente sexual. Algunas fans, incluso, le acusan de tener un comportamiento “sexista y acosador” en esta nueva entrega.

Un equipo de cine. De izquierda a derecha, la directora del filme, Sam Taylor-Johnson, los actores Jamie Dornan y Dakota Johnson, y la escritora E. L. James.
Publicidad

Su autora sigue manteniendo que Christian Grey es “un personaje complejo. Como sabe todo el que ha tenido alguna vez una relación, siempre hay dos caras de una misma historia”. Conoceremos, así pues, la versión del señor Grey, la profundidad de ese mundo tan oscuro que ya dejó ver en las anteriores novelas y el porqué de su misteriosa y cambiante personalidad.

Si leíste las primeras novelas, sabrás que Christian necesita tenerlo todo bajo control. Su mundo es puro orden, aunque, en el fondo, está vacío... hasta que conoce a Anastasia. Es entonces cuando le vemos convertirse en un hombre aparentemente contradictorio: “No soy romántico”, confiesa, pero no duda en convertir sus citas con Anastasia en pura magia. “No dormiré contigo”, avisa, pero no para de hacer excepciones. “Yo no hago el amor”, reconoce, pero a Anastasia le hizo perder la virginidad entre besos y caricias... Ya lo dice él mismo: “Tengo más sombras que luces, cincuenta sombras más”.

Lo más popular

¿Y cómo es él?
Huérfano, exsumiso y con un pasado tortuoso, en esta nueva entrega James nos invita a adentrarnos aún más en sus peculiares gustos y en la importancia que para él tiene el famoso contrato con el que quiere poseer a Anastasia. De hecho, ese es uno de los hándicaps de este libro para los primeros lectores: el contrato de marras ocupa ahora aún más páginas que en la primera entrega.

Sin embargo, Christian es mucho más que un contrato. ‘Nuestro’ Christian es guapo, guapísimo, muy rico y todo un enigma que ahora por fin podremos descubrir. Eso sí, desde los foros de fans alertan de que el personaje que dibuja esta última novela puede defraudar por la forma que tiene de tratar a las mujeres.

El récord del millón
Con todo, Grey goza de esa mezcla explosiva que nace de su atractivo y su oscuridad, su romanticismo y su perversidad... Sin duda, este libro va a ser el boom del verano. Además, las críticas alimentan las ganas de leerla para juzgar por nosotras mismas.

De momento, la expectación causada por esta cuarta novela, cuyo manuscrito fue robado semanas antes de su publicación, es enorme: Grey logró vender en solo cuatro días más de un millón de ejemplares de la edición inglesa. ¡Todo un récord! Y las críticas, buenas o malas, siempre vienen bien para las ventas; ya se sabe, lo importante es que hablen de uno.

La trilogía, traducida a 52 idiomas, ha vendido más de 125 millones de ejemplares en todo el mundo (cerca de siete millones en España y Latinoamérica), ha generado kilométricas colas de fans, reactivado el comercio erótico y las reuniones de tuppersex y, dicen, salvado muchos matrimonios, al menos de la monotonía sexual. De hecho, hay quienes dicen que hasta que no la leyeron no supieron lo que era un orgasmo. A partir de mediados de julio, medio millón de ejemplares de la edición en castellano confirmarán –o desmentirán– el éxito de E. L. James, una mujer que ha logrado hacer de esta novela todo un género.

La película recaudó 570 millones de dólares.

Tras el huracán de las sombras, infinidad de novelas se sumaron a este ‘porno rosa’. La receta: añadir ese toque picante a una novela romántica. Y aunque E. L. James no ha sido la primera en mezclar esos ingredientes, sí ha sido la que ha convulsionado ese tipo de literatura y ha logrado que autoras que ya venían haciéndolo hayan vendido más. ¿Cuántas veces hemos leído el reclamo de “la novela heredera de Cincuenta sombras”?

Un sueño cumplido
Nombrada en 2012 como una de las diez personas más fascinantes del año y una de las cien más influyentes, Erika Leonard James –lo de las siglas lo hizo para esconderse de sus hijos y que no supieran que mamá escribía novelas eróticas– ha cumplido su sueño de la infancia: escribir historias que enamoraran a los lectores.

Tras haber trabajado 25 años como ejecutiva para la televisión, James se puso manos a la obra. Inspirada por Crepúsculo, decidió escribir una fanfiction (novela escrita por un fan que deriva de la obra que admira) sobre la historia de Stephenie Meyer. Si la buscas, está firmada con el seudónimo de Snowqueens Icedragon y se titula Master of the Universe. Ahí comenzó el germen de Cincuenta sombras de Grey, a la que ella denomina “mi crisis de la mediana edad con mayúsculas”. Algo más hay, porque su fantasía basada en el concepto de redención se nutre de su creencia en que “el amor lo conquista todo”, confiesa, y agrega, por si hubiera alguna duda, que con su marido, el guionista Nial Leonard, tiene una relación muy romántica. Por cierto, él, autor de varias series británicas como Air Force One is Down, será el encargado de escribir el guion de la película Cincuenta sombras más oscuras, prevista para 2017, como hizo en la primera cinta.

La película recaudó 570 millones de dólares (su tráiler fue el más visto en 2014, con más de 75 millones de visitas) y lanzó al estrellato a Jamie Dornan, un guapo actor irlandés, y a Dakota Johnson. ¿Aún tienes ganas de más? James ya ha anunciado la quinta entrega, con la visión de Grey de la segunda novela. Hay cincuenta sombras para rato...

Dakota Johnson, una estrella mundial

Su papel como Anastasia Steele ha sido el revulsivo que ha hecho que dejemos de hablar de esta actriz de 25 años como la hija de Don Johnson y Melanie Griffith. El papel, sin ser bueno, porque no hay demasiada química entre ella y Jamie Dornan, la ha lanzado al estrellato internacional. De hecho, de haber rodado poco más que la serie Ben y Kate ha pasado a tener pendientes de estreno seis filmes. Dos más como Anastasia Steele, y otros tan interesantes como A Bigger Splash, un remake de La piscina con un triángulo amoroso en el que participa Ralph Fiennes. Veremos si en su carrera hay más luces que sombras.

Más fogosa
La versión de Grey da como resultado una entrega más fogosa, pero menos romántica que la de Anastasia. Y es que la visión del rompecorazones con tendencias sado a veces parece, según algunas críticas, la de un psicópata. A partir del 16 de julio podrás descubrir por ti misma si Grey sigue siendo tu tipo (Ed. Grijalbo).