Carmela Díaz: "La sensualidad tiene que ver con los cinco sentidos"

¿Hasta qué punto el sexo es sexy? ¿Qué es el erotismo? ¿Qué tiene que tener un lugar una música o una comida para resultarnos atractivos? ¿Podemos aprender a ser sexies? De todo ello y más hablamos con la escritora Carmela Díaz, que acaba de lanzar la novela erótica "Los viajes de Jimena".

Lo más popular

Una novela erótica en la que convergen dos mundos: por un lado el de la sensualidad, el erotismo y el sexo; y por otro, las sensaciones, los sentimientos humanos y el amor. Narrado a dos voces (una masculina y otra femenina), Los viajes de Jimena cuenta la tórrida historia de dos amantes que se vuelven a encontrar tras varios años separados y que se enfrentan a un dilema entre el deber y el querer, un reto psicológico que configura el corpus de las páginas. Es una aventura envuelta por una delicada sensualidad y donde su protagonista, Jimena, derrocha atracción a cada paso conquistando al lector. Hablamos con su autora, Carmela Díaz.

Publicidad

Se trata de una publicación erótica donde los detalles están cuidados al más mínimo detalle. Los lugares elegidos, la música e incluso la comida juegan un estudiado papel para atraer al público.
El erotismo llega por parte de todos los sentidos: los olores agradables son sexis, las cosas que te susurran, los gemidos, una mirada, el tacto... También, por ejemplo, sitúo a los personajes en Menorca, donde son muy característicos el fuego y la chimenea. Por otro lado, hay referencias explícitas a cómo se come o a productos sexis, como el champán rosé. Las melodías también se adaptan al momento: durante un ‘polvazo’ suena Clocks, de Coldplay, pero la serenata de Dvorak pone banda sonora al ritual de belleza que Jimena lleva a cabo antes de su cita. Creo que la esencia de la sensualidad recae en los cinco sentidos, y por eso doy tanta importancia a despertar cada uno de ellos cuidando los detalles a lo largo de toda la novela.

Lo más popular

Aparecen páginas con escenas muy tórridas... ¿Hasta qué punto el sexo es sexy?
El sexo es algo puramente carnal, biológico, pero la sensualidad conlleva un mundo de posibilidades mucho más amplio, ya que siempre implica muchísima imaginación, y hay que saber utilizarla. Para seducir hay que tener un punto misterioso y saber dosificar: hay que seguir sorprendiendo. Y saber mantener el misterio no es nada fácil, es un arte.
¿Algún truco para intentarlo?
Más que de una apariencia física se trata de utilizar tu inteligencia y saber escuchar a tu instinto. Ser sensual es una actitud, una forma de relacionarte con los demás y de conseguir provocar atracción y reacción en los sentidos de los demás.
Antes de ponerte a escribir tuviste que pensar mucho sobre qué es para ti ser sexy. ¿Lo puedes explicar?
Resultar atractivo es el encanto general que tiene una persona, pero que reside en un todo: en sus gestos, en su sonrisa, en la profundidad de su mirada, en cómo habla, en su estilo... Esa sensualidad plena engloba la personalidad, las experiencias vitales que moldean un carácter, la capacidad de sorprender, de entregarse, de superarse. Y sin olvidarnos del hechizo de la naturalidad. No concibo alguien que sea sexy sin ser natural.
Hay rasgos que definen a tu protagonista, Jimena. ¿Te inspiraste en alguien para crearla?
Me inspiré en todas las mujeres que me rodean, en las que saben superarse cada día, profesionales que intentan llegar a todo, las que a pesar de las caídas nos volvemos a levantar todavía con más ganas, en aquellas que saben mantener esas relaciones de pareja siempre mirando juntos hacia delante, a la par, complementándose... Creo que las mujeres de hoy en día somos geniales y tenemos garra para inspirar a personajes en la literatura.